Gastronomía

Gastronomía para paladares exigentes

Gastronomía para paladares exigentes

Gastronomía para paladares exigentes y visitas imprescindibles para este verano

La edición de Economía 3 no podía ser una más en el año de nuestro 25 aniversario. Junto a las más de 100 páginas de la edición habitual de nuestra revista, encontrarán 80 páginas más donde recogemos una amplia oferta de ocio y gastronomía en la Comunidad Valenciana.

En las páginas dedicadas exclusivamente a gastronomía, encontrará la reseña del maestro Pedro G. Mocholí sobre cerca de 30 restaurantes destacados de la Comunidad Valenciana (por descontado, los 11 que cuentan con estrella Michelin); así como referencias de vinos que catar y lugares de ocio que visitar a lo largo y ancho de nuestra Comunitat.

También contamos con las opiniones de los principales responsables políticos, tanto de la Generalitat como de las Diputaciones Provinciales, sobre las directrices de política turística para el futuro inmediato. Esperamos que les gusten nuestras propuestas.

Algunas de nuestras propuestas de Gastronomía para paladares exigentes, Que bien merecen una visita…

Quíque Dacosta: La cocina creativa que no tiene limites. Ricard Camerena: Respeto al producto, cocina liviana y maximo sabor. Susi Diaz: Sabor, intensidad y matices que hacen grande un plato. Miguel Barrera: Una estrella Michelin que luce en el Maestrazgo. Bernd Knöller: Cocina Mediterránea con raíces continentales. Kiko Moya: Cocina con personalidad, influencias locales y mediterráneas. Monastrell: Sutileza y elegancia gastronómica. Casa Manolo: Calidad, sinceridad y cordura, luciendo estrella Michelin. BonAmb: Rigor en la cocina y disciplina en el trabajo. Casa Montaña: Un clásico imprescindible junto al puerto de Valencia. Casa Salvador: La cocina tradicional valenciana en su máxima expresión. Komori: Manjares Japoneses con esencia mediterránea. Raúl Resino: Raudales de conocimiento gastronómico. Casa Jaime: Platos y arroces de las barcas de pescadores.

Portada revista economía3 - enjoy Gourmet

Portada revista economía3 – enjoy Gourmet

articulo completo Casa Jaime Peñiscola

articulo completo Casa Jaime Peñiscola

Philippe Regol degustando Peñiscola

Casa Jaime - Philippe Regol - Observación Gastronomica2

Philippe Regol ex cocinero y ahora crítico gastronómico de referencia vaya camino Valencia a probar la cocina del gran chef Ricard Camarena y pare 1 dia expresamente en Peñiscola para conocer nuestra cocina y restaurante NO TIENE PRECIO!! Muy contentos!!
Muchas gracias a Philippe Regol por la visita a nuestra casa.

Por una vez quise hacer un alto en mi camino hacia Valencia y parar en Peñíscola para probar la cocina de CASA JAIME. Me apetecía comer cocina tradicional, algún buen arroz al lado de la playa. Pero decidí además comer y cenar en esta casa. En una comida no se puede apreciar lo que se hace en una casa. No siempre es posible hacerlo, lo reconozco.

Fundada en 1967 por Jaime Sanz y su mujer Pilar, esta casa se traslada al paseo marítimo Papa Luna en 1982 y mantiene durante cinco décadas la cocina marinera que Jaime empezó a aprender ya a sus 14 años , montado en las barcas, como simple ayudante de cocina.

Desde hace ya bastante tiempo cuenta con la ayuda y aportación de su hijo “pequeño”Jordi, antiguo alumno de la escuela Hoffman de Barcelona y discípulo (¡uno más!) de Manolo de la Osa. Mientras que su hijo mayor , Jaume, se ocupa de la sala , aunque no se resiste a meterse también en cocina por las mañanas y hacer algo de pastelería, como la excelente tarta de queso azul que me dio de probar.

“Cocina autóctona y marinera con toques de modernidad” reza el texto de la web. Efectivamente. intercalados entre las sólidas propuestas tradicionales de la carta, se encuentran platos de factura más modernos.

Carpaccio de Gamaba roja del Mediterraneo

Carpaccio de Gamaba roja del Mediterraneo – Philippe Regol

Ceviche de Lubina con Mango

Ceviche de Lubina con Mango – Philippe Regol

Leer más…

Dónde comer auténtica Paella

Dónde comer auténtica Paella - Guía Wikipaella 2016

Dónde comer auténtica Paella – Guía Wikipaella 2016

¿Dónde comer auténtica Paella? Esta es la eterna pregunta que se hacen los valencianos, y los que no lo son. cuando quieren disfrutar de la auténtica gastronomía del arroz. cocinando en el singular utensilio que da nombre al plato, la Paella.

No tiene fácil respuesta, porque para que esto suceda es necesaria la concurrencia de diversas circunstancias, como es el empleo de productos locales de temporada, ciertas señas de identidad y unas precisas técnicas de elaboración, que la tradición ha salvaguardado hasta nuestros días.

Tipos de Paella

Paella clásica: Alicante, Castellón y Valencia

Paella clásica, es una acertada expresión que propone el escritor valenciano y socio de honor de Wikipaella, Josep Piera, para definir las paellas hechas conforme a los usos, costumbres y productos que hay en cada territorio de la Comunidad Valenciana.

La Paella clásica siempre se elabora con productos de la huerta más próxima y con una pequeña cantidad de proteína animal, que tiene su origen en el corral, o es producto de caza y la recolección. Con el paso del tiempo en cada comarca las paellas han incorporado una serie de productos con los que la gente se identifica, y siente como suyos – la alcachofa, pimiento, guisante con vaina, costilla de cerdo, pollo, conejo y pato en castellón; Conejo, caracoles, ñora y azafrán en Alicante; y todo el esplendor de la huerta con sus diferentes verduras y carne blanca de corral o marjal en la provincia de Valencia. En algunas zonas muy concretas de la Ribera o la Safor acostumbran a poner a la Paella “pilotetes” (albóndigas de carne de pequeño tamaño).

Paella Marinera: Arròs a Banda, Senyoret, Marisco

Arroz a Banda

Arroz a Banda

Todos los arroces marineros tienen su origen en el rancho que se hacia a bordo de la barca, o en las elaboraciones de las mujeres de los pescadores en los pueblos de nuestras costas bañados por el mediterráneo.

Arroz a Banda, se llama asi porque se servia despues del plato principal. que acostumbraba a ser pescado cocido con patata y cebolla, aderezado con all i oli o salmorreta. Entonces, si alguien quedaba con hambre se estiraba para un segundo plato, empleando el caldo restante de la cocción con un puñado de arroz. Hoy en día esa primera parte de pescado ha desaparecido; (nosotros en el restaurante Casa Jaime de Peñiscola, seguimos haciendo de modo tradicional como en las barcas de pesca) y el protagonismo lo adquiere el arroz cocinado en Paella, acompañado de delicadas piezas de moluscos o mariscos de todo tamaño y condición. Si está pelado, se denomina “del Senyoret” (del señorito) En relación al hijo único, o señor de la casa, para evitar se manchara las manos.

Metrópoli – Periodico El Mundo – Cuaderno Matoses

Espardenyes, textura y misterio en el paladar

Espardenyes levemente cocinadas en Casa Jaime (Peñíscola) y a la plancha.

Espardenyes levemente cocinadas en Casa Jaime (Peñíscola) y a la plancha.

¿Quién fue el primer humano en probar la pitaya, la lamprea, los chapulines, los santiaguiños o las ostras? No sabemos quién tuvo tal osadía, pero sí intuimos que no le faltaba apetito. Encontramos alimentos animales y vegetales que por su disuasoria morfología hubiéramos sido incapaces de probar. Este hecho es más común en los frutos y alimentos provenientes del mar. El pulpo, la raya, el centollo, la brótola, el cabracho, las ortiguillas o incluso el insólito percebe son muestra del aparente horror palatal al que nos enfrentaríamos si tuviéramos en cuenta su aspecto.

Textura con nombres inauditos

Las espardenyes (stichopus regalis) se llevan la palma. Presentan unas hechuras de dudosa fiabilidad, una textura viscosa muy desagradable, parecida a una navaja sin cáscara. Pero paradójicamente, este equinodermo -es primo del erizo y la estrella de mar- es un producto que subyuga a golosos de toda condición por su delicada y sugerente textura. Significa alpargata en catalán por su parecido morfológico. No es habitual encontrarlas con otro nombre en los restaurantes. Aun así tiene otras denominaciones que no ayudan a hacerla más glamurosa: en Ibiza se la conoce como la morena bamba, en Menorca como pepino de mar o verga mansa, en Cataluña además de espardenyes, llonguet y pixota negra y en Cádiz, carajo de mar. También botifarra, longueirón, cohombro o, la más extendida: pepino de mar.

Pepinos de mar en sus diferentes texturas, sin tratar (foto del blog Frutos del mar).

Pepinos de mar en sus diferentes texturas, sin tratar (foto del blog Frutos del mar).

Su cuerpo es de color granate y con motas blancas. Mide habitualmente unos veinte centímetros y cuenta con una inmensa familia de subespecies -casi mil variedades- que habitan, de oriente a occidente, en los diferentes mares del planeta. Por eso es un bocado habitual en la cocina asiática, donde la sirven principalmente cruda, levemente manipulada. Son solitarias y viven miméticamente escondidas entre los cuatro y los cuatrocientos metros de profundidad, en fondos arenosos.

Leer más…

Un Plato llamado Peñiscola

Un Plato llamado Peñiscola 

Chiringuito de pepe

Se trata de un plato que se sustenta en un concepto gastronómico “la cocina conocida” la idea es transportar al comensal a un estadio amplificado atendiendo al vínculo que existe entre los ingredientes y su entorno.

El pasaporte se consigue aislando los 3 sentidos más evocadores que tenemos: el olfato, el gusto y el oído. Tenemos que neutralizar la visión.

Lo primero que percibimos es un aroma salino, yodado.. que nos transporta al mar. (es de las primeras cosas que percibimos al llegar a un lugar como Peñíscola); plancton, texturas a mar, el toque a algas y luego sentir donde nos transporta, dejarse llevar a través de sus tejidos, sus especias…

El segundo término los sabores de la tierra, su huerta, sus hortalizas y verduras. La cocina ancestral del lugar… su historia, su gente y así paladear la belleza del entorno. La primera vez que probamos su sabor, ese recuerdo que queda grabado para siempre, debido al poder evocador de la cocina.

Chef, dígame por favor. ¿qué nombre ha puesto al plato? Peñíscola

Leer más…